La seguridad de los datos : una cuestión socioeconómica

El procesamiento de datos se ha convertido en una auténtica cuestión socioeconómica para las organizaciones públicas y privadas. Además del mundo digital, que representa actualmente el 5,5% del PIB francés, el mercado del internet de las cosas se estima en 1 525 000 millones de euros para 2020. Además de este mercado en crecimiento exponencial, también existe una demanda de conexiones de latencia muy baja, que no cesa de aumentar. Estas conexiones generan, por sí misma, varios millones de euros por minuto de internet. Por todos estos motivos, los datos son, sin lugar a dudas, el oro del mañana.

En realidad, y a pesar de la reglamentación europea [1] que rige la transferencia de datos personales para hacer frente al dominio estadounidense, Europa sigue viendo cómo se le escapan la mayoría de sus datos para ser explotados fuera de su territorio y enriquecer aún más a GAFAM.

Hacia una economía digital compartida para obtener una sociedad ética y responsable

La construcción de un imperio digital europeo no sucederá en un día, pero ya hay medios que permiten capturar los datos digitales localmente. El centro de datos de proximidad, herramienta esencial para el almacenamiento de datos, es un aspecto fundamental en el desarrollo digital de las regiones, que genera valor, crecimiento, economía y empleo.

Además, aunque Greenpeace advierta de que Internet es uno de los mayores consumidores de energía del mundo y que los centros de datos representan el 4% de la energía mundial, con un crecimiento anual del 5%, JERLAURE diseña actualmente centros de datos conectados a su entorno y basados en energías renovables con un auténtico enfoque ético y responsable, con el fin de que emerjan ciudades sostenibles y conectadas.

Además del aspecto ético-ecológico, a las regiones les resultará muy interesante implantar un centro de datos de proximidad, dado que permite :

  • Captar localmente los datos digitales, que actualmente se explotan al otro lado del Atlántico.
  • Participar en el surgimiento de SmartCities, al proporcionar una electricidad sostenible y económica.
  • Reducir las latencias vinculadas al procesamiento de datos.
  • Reducir el OPEX del centro de datos mediante una disminución del consumo energético.
Economie numérique datacenter de proximité par Jerlaure

JERLAURE, que diseña y construye centros de datos desde hace más de 20 años, asegura una vigilancia permanente del mercado para diseñar hoy el centro de datos del mañana. Como auténtico concentrado de innovación y conocimientos, los centros de datos de JERLAURE se inscriben claramente en :

  • La continuidad de las medidas adoptadas por el Estado para controlar la ubicación de los datos y la huella energética.
  • Un enfoque social, que defiende el principio de una economía digital compartida, cercana a su uso, que favorezca el desarrollo de la vida de la región.

[1] el RGPD y el Privacy Shield, por ejemplo